11/27/2012

Lola Flores


Alguna razón tenía para ser tan mujer. No más que las demás, no, pero con tanto arranque de hembra y temperamento, con ese marcado estilo surgido de lo más intimo del sentimiento, no será fácil encontrar otra parecida. Seguramente el sentir en sus venas la raza de su etnia gitana y andaluza. Ambas en un mismo ser, serían definitorias para producir un talento de inigualable estilo.

Su arte nace de lo profundo de su raza. Raza, esa palabra por si misma ya puede ser la que mejor defina su ser artístico. De tierra de vinos dorados y aromas inigualables, su cuna ya de por si, serán el sello de su carácter. Gitana, pero española, diferente a todas las demás etnias de igual nombre. Por su raíces de arte y cante andaluz. Por su gracia y pasión, Lola tiene un lugar irreemplazablemente único.


 Como decía el poeta José María Pemán:

Torbellino de colores
que no hay en el mundo una flor
que el viento mueva mejor
que se mueve Lola Flores.

Biografía
María Dolores Flores Ruiz, más conocida por el nombre artístico de Lola Flores (Jerez de la Frontera, España, 21 de enero de 1923 - Alcobendas (Madrid), 16 de mayo de 1995) fue una cantante de copla, bailaora y actriz española, artísticamente apodada "La Faraona".
Estuvo casada con el guitarrista Antonio González "El Pescaílla" (1926-1999), con el que tuvo tres hijos, los cantantes Lolita Flores (1958), Antonio Flores (1961-1995) y Rosario Flores (1963). Fue hermana de la también cantante Carmen Flores (1936), tía del ex futbolista y entrenador Quique Sánchez Flores (1965) y abuela de las actrices Elena Furiase (hija de Lolita) y Alba Flores (hija de Antonio)

Lola Flores nació en el barrio flamenco de San Miguel, en Jerez de la Frontera. Antes de los doce años ya era reconocida como bailaora en los ambientes artísticos jerezanos. En aquel entonces interpretaba canciones de Concha Piquer y de Estrellita Castro.

En 1939, con 16 años, debutó en el Teatro Villamarta de Jerez en el espectáculo Luces de España que encabezaba la pareja de baile formada por Rafael Ortega y Custodia Marchena y el guitarrista Melchor de Marchena. Lola Flores cantaba "Bautizá con manzanilla"

Tuvo sus mayores éxitos como pareja artística de Manolo Caracol, con quien trabajó hasta 1951. En 1958 se casó con el guitarrista Antonio González "El Pescaílla", con quien tendría tres hijos: Lolita, Antonio y Rosario. Los tres se dedicarían al mundo de la canción, así como su hermana Carmen Flores. Actuó en el Madison Square Garden de Nueva York, y se recuerda una famosa crítica tras el estreno: «No sabe cantar, no sabe bailar, no se la pierdan». En 1962 recibió el Lazo de Dama de Isabel la Católica y en 1967 fue premiada con la medalla de oro del Círculo de Bellas Artes.
Filmografía
Entre 1939 y 1992 apareció en diversas películas, en las que solía hacer el papel de gitana. Entre ellas destaca un clásico de los años 40: Embrujo (1947, Carlos Serrano de Osma), drama musical donde acompaña a su pareja sentimental y artística de aquel momento, Manolo Caracol.
Entre sus films folclóricos de los años 50 destacan Morena clara (1954, Luis Lucia) versionando el célebre film de 1934, y en compañía de Fernando Fernán Gómez, El duende de Jerez (1953) y Maria de la O (1959), que supone su primera película con Antonio González "El Pescaílla". Otras películas recordadas son La hermana San Sulpicio (1962), nueva versión de la que había rodado Imperio Argentina, y los dramas mexicanos La faraona (1955) y Sueños de oro (1958).



Casa Flora (1972, Ramón Fernández) y Una señora estupenda (1972, Julio Coll) son sus dos cintas más salvables en plena época de la comedia española pre-destape; posteriormente protagonizaría la comedia Juana la loca... de vez en cuando (1983), dando vida a Isabel la católica, Truhanes (1983, Miguel Hermoso) o su participación en la cinta documental rodada para la Expo de Sevilla Sevillanas (1992, Carlos Saura), junto a algunos de los grandes nombres del flamenco en general.

Arrambla con su cante
Arrastra con su pasión
Qué más puedes pedirle…
Al escuchar su canción
Un abanico con las manos.
Un mensaje con los ojos.
Un torrente con la voz…
Un navío con el cuerpo…
Y después, ser uno vampirizado…
Pues no se puede sentir de otra forma.
Así me siento al verla y oírla…
Valió la pena una Creación
para poder verla…declamar*

Este recitado y el siguiente, después me dieron razones para creer en su permanencia entre nosotros. Pero por el dolor de su entonación y la tragedia de su gesto, nos golpea en el ánimo y en el ánima.

*Hablar con calor y vehemencia...Recitar prosa o verso con entonación y ademanes convenientes.
Yo no se, si Ella lo "convenía" pero... ni falta que le hacía.

Una grande canta a la Faraona, su admiración y la describe con el arte de su voz. No lo duden ustedes, no cupo nada más que mutuo cariño y empatía sin par. Ambas deben andar dando alegría a los sosos de por ahí Arriba y a los demás les aportarán más sal o salero...

De entre su profesión, es muy conocida su amistad con dos artistas folclóricas y actrices cinematográficas, con las que compartió giras musicales por Hispanoamérica: Carmen Sevilla y Paquita Rico, con las que actuó en la película El balcón de la luna (1952, Luis Saslavsky).

Murió en su residencia de El Lerele el 16 de mayo de 1995 a los 72 años a causa de un cáncer de mama que le había sido diagnosticado en 1972. Su capilla ardiente quedó instalada en el Centro Cultural de la Villa, actual Teatro Fernán Gómez de Madrid, en la plaza de Colón. En un ataúd abierto y amortajada con una mantilla blanca, fue conducida hasta el Cementerio de la Almudena en Madrid donde sería sepultada. Catorce días después de su muerte, su hijo Antonio Flores fue encontrado muerto en la residencia familiar de "El Lerele". Presumiblemente, la causa de su muerte fue una sobredosis de narcóticos. Fue enterrado junto a su madre.Wipipedia

Escalofrio...
No se pare en mi tumba, a llorar
Yo no estoy allí.
Yo no duermo.
Soy mil vientos que soplan.
Yo soy el reflejo del diamante en la nieve.
Yo soy la luz del sol sobre el grano maduro
Soy la lluvia apacible del otoño.
El despertar en la mañana del silencio
Yo soy la punta edificante y rápida
De las aves tranquilas en círculos de vuelo.
Soy las suaves estrellas que brillan en la noche.
No se pare en mi tumba a llorar;
Yo no estoy allí.
Yo no he muerto

Esta prosa, hallada al azar y por pura casualidad, me recordó a nuestra Lola y por esa causa me puse a confeccionar este humilde recuerdo, para la tan especial artista y persona.


Watch Lola Flores Homenaje Miami 1/3 in Música  |  View More Free Videos Online at Veoh.com Lola Flores Homenaje Miami 1/3 in Music